Recuperar un aspecto más juvenil en los ojos a través de una cirugía de párpados, o Blefaroplastia, se ha convertido en algo cada vez más común. Mejorar nuestra mirada aportando frescura a la expresión y evitar lucir unos ojos cansados de manera permanente llevan a cada vez más personas a preguntarse si existe un tratamiento eficaz y rápido para solucionar este problema encontrando la respuesta en la Blefaroplastia.

Sin llegar a ser como en Corea del Sur, donde se calcula que una de cada cinco mujeres se ha realizado una cirugía de párpados, en España cada vez es más común la realización de cirugías plásticas, siendo a nivel mundial el doceavo país en número de intervenciones. Y dentro de todas ellas, la blefaroplastia es la tercera más habitual, solo superada por las cirugías mamarias y las liposucciones (en el caso de los hombres se trata de la segunda cirugía más realizada por detrás de las liposucciones).

¿Cuál es el motivo?, varios factores ayudan al crecimiento de la demanda de blefaroplastias en España. La democratización de la Cirugía plástica que hace años era exclusiva de un número muy pequeño de potenciales pacientes, la rapidez del tratamiento y su periodo reducido de recuperación, los cada vez mejores resultados, el precio asequible de las distintas blefaroplastias o el cada vez más imparable acceso al mercado estético del sector masculino, preocupado por su aspecto y su físico. Si bien del total de las cirugías plásticas realizadas en España sólo un 12% corresponde a las realizadas a hombres, este porcentaje, año a año, crece sin parar.

La Cirugía de párpados o Blefaroplastia consiste en una remodelación de los tejidos perioculares que permite reducir e incluso eliminar el exceso de piel y grasa (en algunas ocasiones también músculo). Se trata de una cirugía ambulatoria que no requiere hospitalización y en unas pocas horas puedes regresar a tu casa. El objetivo más común es una mejora estética en una de las zonas que más dicen de una persona, su mirada, pero también puede realizarse debido a la reducción del campo visual del paciente por la caída de piel del párpado superior.

Es conveniente entender, que la Blefaroplastia solucionará temas asociados exclusivamente a los párpados (superiores e inferiores) , no pudiendo esperar de este tratamiento, mejora alguna en las famosas patas de gallo que requieren de un lifting complementario o tratamiento de relleno facial con Botox. Esta cirugía atenderá los problemas derivados de la caída del párpado superior, la existencia de arrugas, o las bolsas de tejido y grasa acumuladas en el párpado inferior.

Quizás te puede interesar:  Rejuvenecimiento de manos, ¡no las escondas!

Las avanzadas técnicas quirúrgicas del equipo médico de la Clínica Eiviluxury, liderado por la  Dra. María Bufí y realizado por un experto equipo quirúrgico, aseguran y garantizan unas cicatrices imperceptibles. Pasadas las primeras semanas de postoperatorio, se identificarán como unas pequeñas líneas de color rosado, y con el paso de los meses serán invisibles. Es una máxima del equipo Eiviluxury ofrecer una belleza natural a la finalización de todos sus tratamientos.

La recuperación de esta cirugía oscila entre las 3 y 6 semanas, incluyendo 10 días con hematomas cada vez más pequeños y retirando los puntos al séptimo. El equipo médico de la Clínica Eiviluxury entregará, y explicará, de manera detallada y pormenorizada, un completo protocolo post-operatorio totalmente personalizado para el paciente, incluyendo las limitaciones y prohibiciones, la medicación y su posología, las recomendaciones y las pautas de higiene y limpieza de la zona. Dentro de estos protocolos se encontrarán la necesidad de mantener la cabeza alta los días posteriores al tratamiento incluso durante la noche, la aplicación frecuente de compresas frías que reduzcan la hinchazón y los normales hematomas, cuando es conveniente volver a utilizar lentillas, las limitaciones deportivas sobre todo en caso de deportes de impacto, las actividades acuáticas etc…

Por supuesto, de manera previa, el cirujano especialista de Eiviluxury, realizará un exhaustivo reconocimiento y examen médico que incorporará a la historia clínica del paciente que incluye analíticas de sangre para descartar problemas o inconvenientes previos que requieran una atención especial (pacientes con diabetes, elevada presión arterial, problemas cardiovasculares, tiroides …), y será imprescindible una visita previa al oftalmólogo en caso de sufrir glaucoma o desprendimiento de retina. Especial atención tendremos en la valoración de la cantidad de lágrima en los ojos del paciente, ya que este factor es fundamental para garantizar un buen resultado a la blefaroplastia.

En resumen, la blefaroplastia, se ha convertido en una de las mejores soluciones para que recuperemos la luz de nuestros ojos, y gracias al inmejorable equipo humano de Clínica Eiviluxury y a sus modernas instalaciones somos sin lugar a duda un centro de referencia, desde hace años, para realizar esta cirugía cada vez más común y perfeccionada.